Información dental, Tratamientos dentales

¿Qué es la Xerostomia y cuál es su tratamiento?

¿Qué es la Xerostomia?

La xerostomia es la sensación de sequedad bucal debido a la disminución de saliva, provocado por una alteración del funcionamiento de las glándulas salivales.

La presencia de saliva en la cavidad oral es muy importante porque gracias a ella se mantienen humedecidos los tejidos orales, facilitando el habla, la masticación, deglución, etc.

La xerostomia aparece en 1 de cada 5 personas adultas, lo que equivale casi al 20% de la población de entre 18 y 30 años, y a un 45% de los mayores de 50 años. Este trastorno afecta con el doble de frecuencia a las mujeres. La xerostomia es una condición que altera la salud general y la calidad de vida.

xerostomia boca seca mujer
Fuente de la imagen: tusintoma.com

¿Qué causa la Xerostomia?

Hay varias causas que producen el trastorno de la xerostomia pero, estas son las más comunes:

  • Normalmente al hablar en público aumenta la necesidad de la salivación para ayudar a vocalizar mejor las palabras, y al prolongarse en el tiempo puede provocar la falta de saliva y la necesidad de ingerir líquidos.
  • El estrés, la ansiedad y la depresión afectan al sistema nervioso central y, por ello, se ven afectados órganos y glándulas de todo el cuerpo, incluidas las salivales.
  • También la diabetes y otras enfermedades sistémicas afectan a todo el organismo, alterando el funcionamiento glandular.
  • La terapia con determinados fármacos como los antihistamínicos, antihipertensivos, diuréticos; y fármacos oncológicos, tienen como efectos colaterales la disminución de la saliva e incluso la atrofia de las glándulas mucosas.
  • Por otra parte, la ausencia de dientes provoca una disminución de estímulos en la boca y, a consecuencia de ello, existe una menor producción de saliva.
  • Además una dieta desequilibrada con exceso de hidratos de carbono y déficit de frutas y verduras puede provocar alteración de la producción de saliva.
  • También el consumo de tabaco y alcohol puede disminuir esta secreción salival, ya que inhibe la transmisión de impulsos nerviosos.

¿Cómo se diagnostica la xerostomia y cuál es su tratamiento?

Existen múltiples pruebas, pero las más conocidas para examinar la saliva son la sialometría, la biopsia de glándulas salivares, ultrasonido, resonancias magnéticas y la tomografía computarizada.

xerostomia soluciones y tratamiento
Fuente de la imagen: clinicatafur.com

Estas pruebas resultan útiles para el diagnóstico de patologías de las glándulas salivares. Entre las medidas generales que deben tenerse en cuenta, figuran el control de las enfermedades sistémicas, entre las más importantes estarán el síndrome de Sjögren y los efectos secundarios producidos por la radioterapia en el tratamiento del cáncer de cabeza y cuello.

En estos pacientes con boca seca es fundamental cambiar, suprimir o reducir los fármacos xerostomizantes que esté tomando. Es importante considerar los factores psicológicos que cada vez son más frecuentes en la aparición de la xerostomía, en especial la ansiedad crónica y el estrés excesivo.

A la hora de planificar el tratamiento, primero habrá que identificar si el proceso que genera la boca seca es de carácter reversible o irreversible. De esa forma conoceremos si se puede corregir el factor alterado y si queda actividad glandular residual que pueda ser recuperada.

La higiene oral es fundamental en el caso de padecer boca seca, se deben reforzar las técnicas de higiene bucal, mediante el uso de un cepillo dental con filamentos suaves, pastas dentales y colutorios específicos, geles humectantes, para ayudar a mantener la mucosa lubricada. Además, se recomienda realizar revisiones periódicas al odontólogo.

Esto ha sido todo por esta semana, esperamos haber ayudado a entender que es la xerostomia, un saludo de parte de todo el equipo de Cimpla.